Nuestros clientes reciben acceso a una plataforma Web desde donde pueden acceder los datos que han sido tomados de campo y enviados a la nube, de esta manera pueden monitorear su planta desde cualquier lugar del mundo siempre que cuenten con una conexión a internet.

De la misma manera, los datos son almacenados en una base de datos local o en la nube de manera que puede conocer el histórico de las señales monitoreadas y así diagnosticar cualquier evento anormal en su instalación.